Desahucios

Un desahucio es un procedimiento judicial que tiene como fin la recuperación por parte del propietario de una finca (vivienda, local, habitación, etc.) que tiene cedida en alquiler o a título gratuito. 

El desahucio por impago de rentas es la situación más común y que tiene lugar con mayor asiduidad, y en Lorium tenemos amplia experiencia en este tipo de procesos judiciales (más de 500 procedimientos a nuestras espaldas), defendiendo los derechos e intereses de propietarios e inquilinos, en cada caso. 

Si eres propietario y tu inquilino no te paga las rentas, nos ocuparemos de todos los trámites necesarios para llevar a cabo el desahucio del arrendatario, reclamándole las cantidades adeudadas y recuperando la posesión del inmueble. 

Igualmente, si pese a que tu inquilino te abona puntualmente la renta pero no quieres proceder a la renovación del contrato de alquiler, nos ocuparemos de llevar a cabo la comunicación de resolución contractual y todas las actuaciones del eventual proceso de desahucio, en el caso de que no cumpla voluntariamente, de tal manera de que puedas disponer de nuevo de tu vivienda a la mayor brevedad. 

Si por el contrario tu eres el inquilino y tu arrendador te está reclamando judicialmente rentas impagadas o pretende tu desalojo, defenderemos tus intereses en el procedimiento judicial de desahucio, e intentaremos la negociación para conseguir la solución más beneficiosa para tus intereses y evitar que se devenguen mayores costes.

  • Desahucio por falta de pago de la renta o cantidades asimiladas
  • Desahucio por incumplimiento de las obligaciones
  • Desahucio por subarriendo o cesión inconsentidos
  • Desahucio por la realización de daños dolosos o de obras inconsentidas
  • Desahucio por extinción del plazo de arrendamiento pactado
  • Desahucio por precario